/Reseñas///

Reseña: Challenger - Dilitid

http://feiticeira.org/drupal
Dilitid
8
8.0



Arindelle [2008]
Productor: Santi García
Banda: Paul Dah Esser, Erratic Oj, Moids Multimuerte

Nunca es fácil hacer recordar a grupos antiguos para bien. Por ello cuando uno se encuentra un disco en principio tan inocuo como "Dilitid" (merced de esa portada) y escucha sus cortes y se sorprende de las ganas de volver a ponerlo... y otra vez, y una más, la sensación es tan agradable. Porque si, Challenger son un puzzle de las influencias que gustarán a todo noventero de pro. En sus canciones conviven el amable power-pop americanista, con el pulso punk del underground de aquella época y los arrebatos y la furia melódica de Fugazi y seguidores.

Lo hacen bien, de modo que aunque a cada canción pueda sacársele un parecido, la cosa se escucha con agrado del tirón. El mejor ejemplo, en "What I Used To Be" hacen un desbordante himno al más puro estilo Superchunk, sonido optimista, electricidad y voz rabiosa. En la onda del indie-rock más combativo están "Great Sound" o "Rusty More", que nos recuerdan también a los nacionales Half Foot Outside.

Es cierto que este tipo de indie ácido y chillón de los de Boston es probablemente de lo que más beba el trío, pero también tienden puentes al posthardcore DC en temas como "Awfully Hypnotized" o "All", incluso llegando a recordar mucho a At The Drive-In en temas agitados como "Seven Shouts" o "Live Wire". En la marmita también entran antecedentes a medio camino entre el hardcore y el indie como Drive Like Jehu o Rites of Spring.

Para ampliar un poco más la paleta en "Lars" suenan como unos Weezer con arrebatos ruidistas o en "Loversize" como unos Nada Surf punkerizados, mientras que en "Good Girls on my Birthday" muestran sin reparos su amor por la obsesión rítmica y las voces sintéticas del post-punk. Y para el bonus track se dejan una versión festiva y coreada de The Equals que ya hicieran The Clash, llena de buen rollo, acusticidad pop y energía punk.

Total que Challenger tienen buenas canciones, tienen el brillo del pop, tienen la fiereza de la distorsión, tienen a Santi García grabando que sabe bien qué matices sacarle a esta música... y esperemos que tengan un futuro todo lo brillante que sea posible.


   


PUBLICIDAD